julio 04, 2013

Mis expediciones





Y tampoco siempre de algunos estupores
 viene el sonido de la igualdad
mostremos ahora todos un punto
de esos en que nos prolongamos
el punto siempre es nuevo y la recta es vieja
La ventana me mira
conozco sus atributos
no sos más que un agujero
agujero empecinado de pared
nos ignoramos
le ignoro la mitad de la caída ¿Cuánta caída?
Siempre es un orificio lo que escribimos

Mi expedición es abrazarte los sueños sin nosotros

Agoto la precisión para llegar
siempre supe qué era la carne
(el cuerpo que te ignora te protege )
Lo que supe antes te protege
Expedición de mis habilidades y el oído lúcido
Si la materia no piensa
estamos en la discontinuidad que piensa
Vena emboscada
Ven a emboscarte con cosas mías
Te hago de mito interesado
Fiada de tus complejas liberaciones
Narcotizada al tacto de los lúpulos
En secreto del polvillo
Interrumpo tu deseo con continuidades

Y el oído lúcido
 para mis expediciones
de escribir orificios

Daniel Battilana

2 comentarios:

Patricia Alvarez dijo...

Y cada orificio es un puñado de pala bras(atrapadas al aire) sonidos(atravesados en los ojos) colores(dispuestos en la trama) silencios(ateridos como pájaros) nosotros mismos puestos de pie arrodillados en vilo atemorizados vivos.

poesía argentina dijo...

Mil gracias PAtricia por tu mensaje, siempre es la revelación de la lectura compartida.